Primer Militarismo

Una vez lograda la Independencia de Perú de la colonia española, se dio paso al primer militarismo . El cual ocurrió entre 1827 y 1872, donde los caudillos militares toman el control absoluto del territorio y se disputan el poder político de la Nación. De esta manera, el Estado fue convertido en la recompensa económica y políticas para los caudillos que lucharon por una patria libre. Si desea indagar un poco más sobre este momento histórico, ¡lea aquí!

Los caudillos en el primer militarismo

Durante la Independencia de Perú, muchos legisladores se opusieron en contra de una sociedad libre y democrática. Por eso, muchos militares que sobrevivieron la guerra independentista comenzaron el primer militarismo en este país.

Además, se necesitaba la presencia de aquellos caudillos para solventar algunos problemas limítrofes con Bolivia, Colombia y Chile.

Debido a que, los caudillos representanban los intereses del Estado peruano y le daban protección. Por eso, al entrar en el poder defenderían a esta Nación de todos los conflictos. Sin embargo, los caudillos no pertenecían a ningún partido político y no se inclinaban por ninguna de sus ideologías.

La situación de la Iglesia

Durante la etapa republicana la iglesia católica siguió expandiéndose por todo el Perú. Pues, su objetivo era darle estabilidad social al contexto histórico que estaba viviendo, como consecuencia del primer militarismo.

Al derogar la conquista española los obispos no podían permanecer en el país. Sin embargo, el gobierno no pudo nombrar otro sacerdote. Pues, la Santa Sede era la encargada de designar una autoridad eclesiástica a este país. Siendo en el siglo XIX cuando decidir dar dicha autorización.

Durante la segunda guerra mundial muchas congregaciones europeas comenzaron hacer raíces en Perú . Entre ellas, el Sagrado Corazón y los Salesianos. Así, fundaron algunos colegios en el territorio.

Indígenas y esclavos

A pesar de la Independencia la situación de los indígenas y esclavo continúa siendo la misma. Pues, seguían siendo obligados a servir y dar tributo. Además, los liberales consideraban que la liberación de los indígenas era un obstáculo para la formación de una nueva Nación.

Incluso, querían obligarlos a tener participación económica pero sin el apoyo del Estado, quedando bajo el mandato de los terratenientes. Sin embargo, la libertad de los esclavos llega en el año 1854 . Aunque, la mayoría de los hacendados dependían de la mano de obra de los esclavos e indígenas para trabajar la tierra.

Es importante resaltar, que durante la guerra para romper con la opresión española muchos esclavos escaparon de sus dueños y otros fueron obligados a trabajarles a los terratenientes o hacendados.

La vida política durante el primero militarismo

Bolívar en el año 1827 recomendó a Santa Cruz que anunciará elecciones para un nuevo Congreso Constitucional de Perú. Una vez fue establecido presidió por el mandatario Pizarro, quien de inmediato convoco unas nuevas elecciones presidenciales. Resultando victorioso, como el primer presidente constitucional José de la Mar.

Sin embargo, su triunfo fue cuestionado porque nació en Cuenca, zona limítrofe que se mantuvo en disputa con la Gran Colombia . Posteriormente Simón Bolívar comenzó una ofensiva diplomática en contra de Perú y el presidente de la Mar le declaró la guerra a la Gran Colombia.

Pero, la guerra no favoreció al Estado peruano y el congreso convocó de nuevas elecciones presidenciales en agosto de 1829, donde resultó electo el Agustín Gamarra.

Guerra civil

En 1856 durante el periodo de mandato de Castilla se promulgó una nueva Constitución completamente liberal. Causando la molestia de los conservadores, quienes de inmediato respondieron a través de sus armas.

Dando lugar a una guerra civil que duró dos años y provocó la muerte de aproximadamente 40.000 de peruanos. A pesar de obtener la victoria, Castilla tomó la drástica decisión de separarse definitivamente de los liberales. Así, en 1860 aprobó una nueva Constitución.

Cambios en el poder

Durante los primeros años del primer militarismo se produjeron muchos conflictos. Entre ellos, las diferencia entre el Congreso de Perú y Gamarra. Además, el intento de golpe de Estado en 1831, dirigido por el vicepresidente Gutiérrez de la Fuente.

Es por ello, que en 1833 se convoca a una Convención Nacional para realizar reformas constitucionales. Poniéndole fin al gobierno de Gamarra y dando paso a Luis José de Orbegoso, como el nuevo presidente constitucional de Perú. Quien no fue aceptado por los caudillos militares, produciéndose un levantamiento.

En consecuencia, la tranquilidad que le ofreció la Convención no duró mucho tiempo. Pues, en 1835 estando en Arequipa se produjo una revolución en Lima presidía por el general Felipe Santiago Salaverr. Quien se proclamó Jefe Supremo de Perú, teniendo un mandato de aproximadamente 11 meses.

La economía en el primer militarismo

La Independencia de Perú no produjo un impulso comercial, como esperaban los liberales. En cambio, se disminuyó la producción y se eliminaron algunos mercados populares donde se comercializaba la minería y los productos agrícolas. Además, los créditos eran muy costosos y escasos.

Todo esto, como consecuencia de la guerra. Debido a que, muchos de los campos fértiles y cultivos fueron destruidos durante la guerra independentista. Además, la liberación de los esclavos condujo la escasez de la mano de obra.

Aunado a esto, durante el éxodo masivo de los españoles, hubo una fuga de las riquezas del Estado. Depuse de varios años, los militares que se encontraban en el poder decidieron comenzar a exportar la materia prima, entre ella el guano.

La economía del sur

En Arequipa y el sur andino la crisis económica no causó gran impacto como en el resto del país. Pues, esta región se dedicaba a la menta de camélidos y lana. Teniendo grandes ingresos durante la exportación en el mercado británico.

Además, que se dedicaba a explotación de los indígenas para la producción ganadera y agrícola. En consecuencia, Arequipa se convirtió en una gran élite económica.

En síntesis, el primer militarismo de Perú fue el periodo que se produjo después de la Independencia del país . Donde los caudillos militares comenzaron a gobernar la república por varios años. Este periodo trajo guerras civiles y con otros países, finalizando en 1872.

Leave A Reply